¿Cómo enseñar a nuestros hijos a comer verduras?


Forman parte de la dieta ideal de los niños, incentivar en su alimentación es tarea de los padres.
     Para todos los padres siempre es un problema intentar que sus hijos coman verduras. Uno de los inconvenientes de esto, radica en que la preparación de estos productos a veces no es la más entretenida, ni tampoco la más rica.

     Es ideal que los niños coman estos alimentos, pues es una parte ideal de la dieta de todo pequeño que está en crecimiento. Con un poco de imaginación y unas nociones básicas de cocina, se pueden preparar de forma rápida platos de verduras y hortalizas con originales y divertidas presentaciones que encantarán a los niños.

     Para esto te damos algunas ideas que te pueden ayudar en la preparación.


- Presenta los platos de forma divertida, con ingredientes que aporten colorido. Usa la imaginación y utiliza diferentes verduras para dibujar caras, paisajes, animales... Aprovecha para contarle un cuento y se lo irá comiendo sin darse cuenta de que son verduras.

- Predicar con el ejemplo. Debes enseñarles a tus hijos que las frutas y verduras forman parte del menú familiar.

- Deja que los niños participen en la elaboración de los platos. Pueden preparar juntos ensaladas o pizzas caseras donde se pueden añadir variedad de hortalizas.

- Añade verduras cortadas o en puré a los platos de carne, pescado, pasta o arroz. Por ejemplo: espaguetis con champiñones y jamón, arroz con verduras, flan de espinacas y camarones.


Comentarios

  1. Sabes... Tengo un amigo que hizo lo siguiente desde que nació el bebé de él:

    Exclusivamente pecho por casi el año. Luego comenzó a entrenar al paladar del bebé.

    Le empezaron a dar vegetales sin saber/azúcar como coliflor, apio, brócoli, etc. Ya que se acostumbró a comer eso el bebé, le empezaron a agregar un poco de verduras dulces como zanahoria, betabel, etc. a lo que previamente se comía.

    Después le empezaron a dar pedazos de fruta pequeños como postre (después de haberse comido los vegetales).

    El bebé aprendió a comer de todo por que tenía un paladar bien entrenado.

    Para niños más grandes...

    Hay estudios que sugieren lo dos cosas para que los niños se interesen en las verduras:

    1) Servirles verduras en todas las comidas. Y aumentar la cantidad cuando notas que están más hambrientos de lo normal (o cada que creas que tienes mucho sin hacerlo).

    2) Servir vegetales crujientes como rajas de zanahoria. Según los estudios, les gusta comer más cuando se escucha el tronadero.

    Kevin :: Glico Entrenador
    Twitter: @glicoentrenador
    Blog Oficial: GlicoEntrenador.blogspot.com

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

La Jarra del Buen Beber

Leyes de la Alimentación

Licuado verde para bajar de peso