Tips para comer fuera de casa


    

     Cuando vayas a comer en un restaurante, una cafetería o lleves tu propia comida al trabajo, hay algunas cosas simples que puedes hacer para tener una comida más sana.

     Cuando comes fuera o compras la comida preparada, a veces es fácil tener más grasa, sal y calorías de las que te das cuenta. También puedes terminar comiendo más que si hubieras preparado tu mismo(a) la comida.

     A pesar que sientas un mejor rendimiento de tu dinero cuando obtienes un gran plato de comida, si estás tratando de comer sano, esto significa que es más fácil comer mucho más y por consiguiente, tener más grasa y calorías de las que necesitas. Una simple sugerencia, pero no siempre la más fácil, es recordar que no es necesario “limpiar el plato”. Lo ideal es tratar de comer lentamente y detenerte cuando te sientas lleno(a).

Algunos consejos para mantener una dieta saludable fuera de la casa son:


Trata de no comer pan antes que llegue la comida.

* Conoce los ingredientes del plato (mantenquilla adicional, sal, grasas, etc.).

* Pedir porciones de tamaño normal o de niños. Las porciones grandes superan lo que se puede o debe comer.

* Ordena vegetales, frutas, pescado y carnes magras asadas.

* Al momento de escoger el plato principal, evitar las frituras y seleccionar alimentos asados, a la parrilla, al vapor o cocidos.

* Cuídate de las grasas malas (en muchos lugares utilizan aceites económicos para las frituras).

* A la hora del postre, preferir fruta fresca, jugos naturales, infusiones o café. Si es grande la tentación, comparte el postre con un amigo.

* Si el plato no viene con vegetales, ordena una ensalada pequeña como acompañamiento (cuidado con el aderezo).

* Al comer ensaladas, aprovechar las hojas verdes oscuras, zanahorias, pimientos, y otros vegetales frescos, agregando poca mayonesa, o condimentos de ensaladas con mucha grasa.

* Pedir la ensalada con el condimento aparte para utilizar la cantidad que se desee.

* Aumentar los nutrientes agregando tomate, pimiento y otros vegetales a los emparedados, bocadillos salados o sándwich.

* Elije comidas hecha con lentejas, frijoles o vegetales.

* Sustituir las papas fritas por papas vapor o ensalada, teniendo cuidado con el exceso de crema agria y la mantequilla.

* Para consumir más calcio pedir leche o malteadas descremadas.

* Al pedir un bocadillo salado o emparedado, elegir carne sin grasa, jamón de pavo o pollo con pan integral.

* Las porciones de algunos restaurantes son muy grandes, no es necesario dejar “el plato limpio”, se puede compartir o llevar a casa la mitad de la porción para otro momento.

* En una comida con varios platos, consumir primero aquellos que contienen menos calorías, sopa o ensalada es una buena opción.

* Si se tiene tendencia a comer en exceso, evita las ofertas de comida libre, bufetes o bares de ensaladas libres.

* Evitar tomar refrescos o bebidas endulzadas.

* Estas recomendaciones son válidas también al momento de preparar la comida que se lleva al trabajo o a la oficina.

* Disfrutar al máximo las comidas hechas fuera de casa, dejando de lado las preocupaciones y el estrés de las actividades diarias.

¿Se te ocurre algún otro consejo para comer sano en la calle?

Comentarios

Entradas populares de este blog

La Jarra del Buen Beber

Leyes de la Alimentación

Licuado verde para bajar de peso